Skip to content

Teatro Fleta: una cadena de despropósitos contra el patrimonio aragonés

02/12/2013

Yo nunca imaginé que la DGA se atrevería a llegar a la Exposición Internacional Zaragoza 2008 con esta deuda con la ciudad y con Aragón… pero me equivoqué. ¿Reconocéis este imagen? Es el Teatro Fleta, que ha dado lugar a cientos y cientos de iniciativas del G.P.CHA para impedir su destrucción y promover su protección y puesta en valor durante los 10 años que llevo como diputada -casi todos ellos como portavoz de Cultura y Patrimonio-, siguiendo el camino que habían trazado los compañeros que me precedieron.

Hoy, cuando ya mucha gente se ha olvidado de esta joya de nuestro patrimonio y de nuestra historia, o simplemente la desconoce, he participado en un breve programa especial en Radio Zaragoza-SER sobre el pasado, presente y futuro de este edificio protegido, que se ha convertido en el símbolo de la desastrosa política cultural y patrimonial de los sucesivos Gobiernos de Aragón. La otra invitada del periodista Juanjo Hernández ha sido Belén Boloqui, profesora e investigadora de la Universidad de Zaragoza y vicepresidenta de APUDEPA (Acción Pública para la Defensa del Patrimonio Aragonés). Gracias, desde aquí, a Radio Zaragoza, por tenernos en cuenta.

Hernández nos ha entrevistado en una sala de reuniones del décimo piso del Hotel Meliá Corona, situado justo enfrente del Fleta y desde donde se pueden ver casi hasta las tripas del edificio. La imagen está tomada a través del cristal y el sol deslumbraba, pero os podéis hacer una idea. Para comprender qué ha sucedido, imaginémonos que tenemos una casa de gran valor patrimonial que debe ser restaurada de arriba a abajo, levantamos el tejado para intervenir, retirándole todos los elementos susceptibles de restauración, y, en vez de recolocarlo todo, decidimos dejarla al aire durante años, justo en la fase de mayor fragilidad del edificio, bajo la lluvia, el viento, la nieve o el hielo. ¿Cómo creéis que se encontraría la casa 12 años después? Pues eso es lo que han hecho con el Fleta y por eso, aunque pueda parecer que lo que vemos son unas ruinas, no es cierto, porque no lo son. Y si lo fueran, hay responsables políticos que deberían haber pagado por semejante atentado.

Precisamente, he recordado, en ese salón Chunta Aragonesista (CHA) dio una rueda de prensa en 2007, durante la campaña electoral, para entregar los Premios Fantasmax al Gobierno de Aragón, de cuya desidia y fiascos culturales el Fleta era un triste ejemplo… y lo sigue siendo. El desastre patrimonial lo inició Javier Callizo (PAR), como consejero de Cultura y Turismo (responsable también de unos cuantos más), que pasó a ser viceconsejero de Turismo… y desde 2011 ¡director general del Patrimonio Cultural! Es decir, que primero le premió Marcelino Iglesias y ahora le sigue premiando Luisa Fernanda Rudi: de fracaso en fracaso hasta la jubilación, supongo. Eso sí, Callizo, al estilo puro, en una especie de “Fleta, si te he visto no me acuerdo”. Cosas de los pactos del PAR, que los atan bien, como vemos.

Tras nuestra intervención, en la radio han entrevistado al director general de Cultura, Humberto Vadillo, que ha ratificado lo que ya habían anunciado: que este Gobierno no va a hacer nada en esta legislatura con el edificio (más allá de la retirada del andamio, que hoy ha comenzado) por “la situación económica actual”. La manida excusa del equipo PP-PAR para no hacer nada, cueste o no cueste dinero… Lo que se haga en el futuro, ha continuado, “deberá ser fruto del consenso social”, como ya dijo hace año y medio, y ha explicado que “debemos ponernos todos de acuerdo: DGA, Ayuntamiento de Zaragoza, partidos, asociaciones, etc”… ¿Y a qué esperan? Estoy convencida de que no se lo creen ni ellos, y de que es otra coletilla para quitarse el muerto de encima durante un tiempo. Porque crear ese foro no costaría dinero, y sería muy necesario para evaluar el estado real del edificio a día de hoy después de tantos años a la intemperie y reactivar el proyecto con sentido común. 

De hecho, G.P.CHA propuso ya hace años, en 2006, que se creara una Comisión de personas expertas en patrimonio cultural para que estudiaran y valoraran el estado del Teatro Fleta, tanto en aquel momento como desde la perspectiva de las futuras intervenciones relacionadas con el mismo. No tuvimos éxito: PSOE y PAR votaron en contra, e IU se abstuvo. PP, entonces en la oposición, sí apoyó la idea y supongo que la gente normal pensará que, ahora que están en el gobierno, habrán hecho algo para impulsarla. Pues no. Es más, aunque Rudi dijo que se encargaría rápidamente del tema, no solo no han movido un dedo para esa Comisión, sino que cuando CHA lo volvió a proponer en febrero de 2012, PP y PAR nos votaron en contra. ¿Y qué les impide llevarla a cabo?

He escrito largo y tendido en mi blog sobre el Teatro Fleta, pero no está de más hacer un pequeño resumen de los hitos más destacados de los avatares del edificio:

Inaugurado en 1955, el Teatro-Cine Fleta, obra del arquitecto José de Yarza García, es uno de los escasos ejemplos en Aragón de diseño racionalista de la segunda mitad del siglo XX. En 1986, el Ayuntamiento de Zaragoza lo catalogó como edificio de interés arquitectónico y también el registro del prestigioso Docomomo Ibérico (organismo internacional dedicado al inventario y protección de la arquitectura del Movimiento Moderno y de la arquitectura industrial) lo recogió para el período 1925-1965.

El Gobierno de Aragón reconoció ese valor patrimonial cuando en 1998 decidió adquirirlo por 7 millones de euros para rehabilitarlo y convertirlo en el gran teatro público que Aragón no tenía. El proyecto fue encargado al arquitecto Basilio Tobías. Con el nuevo Gobierno PSOE-PAR, su consejero de Cultura, Javier Callizo (PAR), modificó ese proyecto para transformarlo el edificio en “un coliseo de las artes escénicas, musicales y audiovisuales de Aragón”, incluida la ópera, aun a pesar de que, técnicamente, con el espacio disponible, no resultaba en absoluto viable transformar el edificio en ese sentido.

En realidad, era imposible, y después de gastar otros 5 millones de euros en supuestas obras de rehabilitación, y así lo tuvo que reconocer al inicio de la legislatura 2007-2011 la consejera de Cultura, Eva Almunia (PSOE), quien, buscando una salida al desastre, el Gobierno firmó un protocolo de intenciones con la SGAE para alumbrar un nuevo proyecto, redactado por Antón García-Abril, que no tenía nada que ver con el Fleta y que implicaba la demolición definitiva del edificio. Como señaló la consejera Almunia, del Fleta sólo iba a quedar “el espíritu”.

En abril de 2006, PSOE y PAR aprobaron en Cortes la ley que permitía vender el 50% de las acciones de la sociedad propietaria del Fleta a la SGAE, aunque la venta al final nunca se llegó a materializar, ni tampoco el proyecto. En 2009, CHA propuso derogar esta ley de venta, pero  PSOE y PAR se negaron, así que sigue vigente y, por lo tanto, permitiría a DGA vender el edificio a la SGAE en cualquier momento.
 
A finales de la legislatura pasada, en 2010, el Gobierno, ya con Mariví Broto (PSOE) como consejera de Cultura, aprobó otro proyecto para el Fleta, que se adjudicó a Camp Arquitectes, S.C.P. por 1.241.049,33 € (IVA incluido) y del que nada más se supo.

Por el camino, cabe recordar la obsesión del Gobierno de Aragón por descatalogar el edificio, contra la que CHA luchó desde las Cortes y desde el Ayuntamiento de Zaragoza cuando tuvo responsabilidades de gobierno: todos los grupos municipales ratificaron el interés patrimonial del Teatro Fleta, y eso fue lo que lo salvó, porque si no, hace mucho que lo hubiera echado abajo la piqueta.
En resumen: lo que hay en la Calle Césareo Augusto es un edificio valioso con una restauración incomprensiblemente interrumpida y una exposición demasiado prolongada a los fenómenos atmosféricos. Quedan muchos elementos que deben conservarse y respetarse, y lo importante sería que el paso del tiempo no sea finalmente su verdugo y que, de una vez por todas, la Diputación General de Aragón asumiese su responsabilidad de protección con este patrimonio para que pueda disfrutarlo la ciudadanía actual y las generaciones venideras.

Anuncios
One Comment leave one →
  1. Prefieroomitirminombre permalink
    03/12/2013 7:57 pm

    ¡Hola Nieves!
    Mucho tiempo… Hablando un poco de Expos, ¿ya han sido presentadas las “cuentas” de Expo Zaragoza, o sencillamente no resulta posible acceder a información veraz? Y en torno a eso, varias cuestiones:
    – ¿Quiénes estaban realmente detrás de la Expo?: PSOE aragonés, Belloch, PAR, tribunal de cuentas no precisamente transparente (o que _pueda_ hacer su trabajo?, Ibercaja, CAI, … ¿o es que directamente estaba detrás todo el mundo que era alguien en esa etapa?
    – ¿Es comprensible que no se hayan denunciado chanchullos? ¿Qué es lo que ocurre: que hay que proteger al PSOE aragonés porque “no es el momento adecuado”? (“claro, ahora estamos todos contra el PP, y ya es más que suficiente con lo de los EREs de Andalucía, no conviene torpedear más al PSOE”).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: